La autoestima deficiente como obstáculo en el proceso de recuperación


Como lo menciona el médico psiquiatra francés Christophe André en su libro Prácticas de la Autoestima, ésta es: La mezcla de opiniones, juicios y sentimientos que realizo respecto a mí mismo. Porque ninguna mirada es neutra, especialmente la que dirigimos hacia nuestro ser. Dicho de otra forma, es la opinión que se tiene de uno mismo y, a partir de eso, la actitud hacia las situaciones comunes de la vida. Por tanto, si se tiene una opinión negativa de uno mismo, entonces la actitud será contaminada por esas opiniones y se obtendrán en consecuencia, resultados negativos como la opinión de origen.

Muchos problemas en la vida de una personalidad adicta se ocasionan porque dichas personalidades no se ven dotadas de cualidades, virtudes o capacidades importantes en el ejercicio del diario vivir. La mitomanía, el ocultamiento y/o la vergüenza son parte de un profundo sentimiento de inferioridad que se ocasiona por una autoestima deficiente. La inferioridad se instala en la mente de la personalidad adicta y establece una actitud poco favorable para los proyectos que emprende o las personas con las que convive. Dicho esto, se presenta un problema, en el tratamiento de una personalidad adicta, es indispensable el dialogo constante con su terapeuta, círculo de recuperación o padrino de grupo de autoayuda. Este diálogo debe acompañarse de una cualidad importante: La honestidad. Cuando el sujeto se ve expuesto a situaciones en las que no se siente capaz de resolver, o se siente desprovisto de las cualidades necesarias para solventar dichas actividades, el sentimiento de vergüenza es tal, que puede ocasionar que el sujeto evite espacios de honestidad o confesiones para evadir o eludir el enfrentamiento consigo mismo.

En otras palabras, se puede fingir acerca del estado actual por temor a situarse frente al terapeuta o padrino, como incapaz, impotente o inferior. Sabemos que un sentimiento de inferioridad puede causar distintas reacciones de evasión para no afectar (aunque sólo en apariencia), las relaciones sociales, sentimentales o laborales que se sostengan. Christophe André enumera estas reacciones en la siguiente lista:

(1) Ponerse en el menor riesgo o al margen para evitar la exposición a la vergüenza.
(2) Ponerse al mayor riesgo o fingir, se busca la mayor exposición posible.
(3) “Brillar para no dudar” o defenderse hacia adelante para no levantar sospechas de la ignorancia o posible situación vergonzosa.

Como se muestra, la inferioridad -signo de una autoestima deficiente- obstaculiza el proceso de recuperación de una persona con rasgos adictivos que quiere llevar un proceso de recuperación de su adicción. Lo lleva a mentir, ocultar, sobre-exponerse, defenderse e incluso huir, de tal manera que es indispensable el trabajo activo del sujeto con su propia autoestima para así favorecer la honestidad por muy dolorosa que ésta sea, ya que, definitivamente, el problema no son los errores que se ocultan, sino el temor a un rechazo irremediable o a que dichos errores sean insuperables. La ruta de trabajo con la adicción en Agua Viva se plantea con cuatro puntos básicos que estimulan la confrontación entre la verdad (tal vez de ignorar un tema o de cometer un error), y afirmar dicha verdad con alguien más: Ser apadrinado, apadrinar u orejear, compartimiento (juntas, hacienda o tribunas) e inventarios (diarios o, como aconseja la literatura, cada cierto tiempo). Los puntos anteriores requieren de un compromiso serio con la honestidad y que la persona con adicción se enfrente, por ejemplo, a su ignorancia en vez de ocultarla, o a sus errores en lugar de eludirlos, así se puede asegurar que, de manera paulatina, se vaya abandonando la reacción de ocultamiento, evasión, fingimiento o defensa de la verdad que tanto avergüenza a la persona con adicción, y que tanto atormenta su mente, cuerpo y espíritu.

Bibliografía
Christophe André. (2010). Prácticas de autoestima. Barcelona: Kairos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *